Blogia
Español en Zuecos

Reseña de libro

Pedro Zarraluki con Un encargo difícil

En 2005 el escritor Pedro Zarraluki apareció el ganador con su novela Un encargo difícil. Como el jurado ya ha descubierto, el libro de este barcelonés resultó una pieza de artesanía. La historia, situada en la isla balear de Cabrera en la inmediata posguerra española, cuenta el relato de algunas personas que son víctimas de la guerra civil en maneras diferentes. Con la represión franquista en el fondo, los personajes atrapados por razones diferentes, muestran la vida española de la postguerra en una isla que parece hostil y siniestra.

El libro empieza inmediatamente con el reloj de Benito Buroy Frere, un asesino que tiene la obligación de matar al agente doble Markus Vogel. El relato de Buroy tiene algunos aspectos interesantes. Con este relato se explica el título: en que consiste este encargo difícil. Además, su historia presenta no solamente su vida en la época de la postguerra, sino la también nos introduce a los otros personajes que forman parte de su vida. Leonor Dot y su hija Camila forman gran parte de la historia. Como son familia de un republicano fusilado por los vencedores, se han exiliado a la isla. Mientras que intentan sobrevivir en un alrededor hostil encontramos a Felisa García y su marido Paco. Todavía pensando de la guerra, dirigen la cantina donde todos los protagonistas se reúnen. El capitán Constantino, perteneciendo a los vencedores y el pescador Lluent son otros personajes importantes en el libro. Mientras que tienen diferentes historias y razones para vivir en la isla, todos tienen que sobrevivir en la sombra de la guerra.

Puede ser evidente que las experiencias y acontecimientos de las personas que son consideras los perdedores de la guerra juegan un papel importante en los libros escritos tras el pacto del silencio. Como los libros de otros escritores como Juan Carlos Arce y Dulce Chacón, Un encargo difícil nos muestra los relatos de los personajes que son de una u otra manera perdedores de la guerra. Típico en la literatura de la posguerra, es el papel de la niña Camila. Esta niña, que es testigo de los horrores de la guerra la representa la inocencia. Con la erupción de la violencia termina la infancia de Camila. Sin embargo, el papel del niño también puede ser positivo. Puede reflejar el futuro también, donde las injusticias de la guerra ya han terminado.

En conclusión, como me interesan los libros sobre la guerra civil, me gustó Un encargo difícil. Aunque el estilo de escribir a veces no me gustó mucho, un aficionado a los libros debe leer esta obra.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres